El patio de mi casa es particular, primera parte

Estamos en el año 2010 después de Cristo, todo el patio de mi casa está ocupado por figuritas animales... ¿Todo? ¡No! Un animalito irreductible resiste todavía a los invasores...
Si, si, entre figuritas hay un bicho de verdad, no lo véis?
Una oruga venida de no se sabe dónde subió hasta ahí y construyó su crisálide enmedio de la inmensidad de la pared.
Y ahí estuvo los días más raros del verano, con temperaturas más otoñales que veraniegas.
Qué pasó en el patio de mi casa? el desenlace, mañana.

Bookmark and Share

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada